ALZHEIMER
ALZHEIMER

Aceite de coco para ayudar a la memoria

Last updated:

Di STOP a la disfunción de Alzheimer gracias a este poderoso ingrediente!

La doctora Mary Newport, desesperada después de los intentos ortodoxos de los médicos por frenar el Alzheimer de su esposo, descubrió el aceite de coco y evitó tener que internarlo en un hospital especial.

Su notable recuperación se hizo viral en el Internet y la Dra. Newport escribió un entre 2011 y 2012 un éxito en ventas; se trata del libro Dolencia del Alzheimer:

¿Qué pasaría si hubiese una sana?

La cobertura por internet y el libro pusieron en marcha un movimiento internacional, en donde las personas con disfunción de Alzheimer, demencia temprana e incluso solo niebla en el cerebro comenzaron a ser tratadas con su método.

Sin embargo, a pesar de los exitosos experiencias que la gente publicaba, la medicina convencional no estaba reconociendo al aceite de coco como una ayuda eficaz para la disfunción de Alzheimer o cualquier otro tipo de demencia. Incluso la Asociación de Alzheimer y otros grupos similares aún no recomiendan ni mencionan el aceite de coco para los dolientes de Alzheimer, simplemente porque no hay estudios realizados sobre esto.

Pero de alguna manera, un estudio reciente se ha completado y publicado obteniendo experiencias positivos.

ACEITE DE COCO: UN NO-TRATAMIENTO ALTERNATIVO DE MEDICAMENTOS CONTRA EL ALZHEIMER

Este ensayo clínico se llevó a cabo en España, lo que explica por qué el estudio se llevó a cabo en primer lugar. España y otros países de la UE y los países de Oriente Medio, incluido Israel, parecen menos restringidos, con lo que pueden estudiar sin fondos farmacéuticos.

España e Israel han realizado numerosas investigaciones y estudios en humanos en las aplicaciones médicas de cannabis, por ejemplo. El ensayo clínico español involucró seguimiento de los pacientes de diversas edades y generos y sin diagnósticos de diabetes, para determinar si el consumo de aceite de coco tiene algún efecto en la reducción de la disfunción mental de esta disfunción.

Utilizaron pruebas cognitivas antes y después del ensayo clínico para determinar los cambios. El grupo de intervención fue alimentado con 40 ml de aceite de coco todos los días, lo que son 2,7 cucharadas por día.

Esperamos que este tipo de estudios para tratar el Alzheimer sigan hacia delante.