BRAZOS
BRAZOS

Elimina esos molestos granos que aparecen en tus brazos fácilmente con dos potentes ingredientes, agua y sal.

Los granitos en los brazos son muy comunes durante la etapa de la pubertad, aunque también pueden producirse en la edad adulta.

Este problema, que para la mayoría es bastante molesto a nivel estético, se puede producir por diferentes factores y es una alteración cutánea que hace que en los brazos se formen “granitos”, también llamados “espinillas”.

Aunque no representa un riesgo para la salud como muchos otros trastornos cutáneos, la mayoría de personas con esta alteración buscan eliminarla para regenerar la apariencia de sus brazos y así volver a lucir con tranquilidad esas blusas sin mangas que tanto gustan en la época del verano y climas cálidos.

¿Por qué aparecen estas espinillas en los brazos?

Los pequeños granos en los brazos se forman porque en la piel tenemos unos folículos pilosos en los que crece el vello, pero en los que también se almacena una capa de sebo que se incrementa cuando hay un aumento en la secreción de hormonas.

Esta, al unirse con otros factores, empieza a formar esas pequeñas espinillas.

¿Queratosis pilaris?

Cuando esos pequeños granitos de los brazos no se eliminan por más tratamientos que se les aplique, es probable que esté sufriendo de una condición conocida como queratosis pilaris o piel de gallina.

Tambien te interesa:  SALUDO AL SOL

Se trata de una enfermedad que causa una acumulación de una proteína llamada queratina, la cual forma tapones duros dentro de los folículos pilosos, que provocan una inflamación similar a las espinillas.

Es muy común en aquellas personas que sufren de resequedad en la piel o que tienen dermatitis atópica (eccema) y parece ser hereditaria.

En este caso, lo mas recomendable es consultar a un dermatólogo para recibir un tratamiento adecuado y de este modo evitar que empeore.

No olvides leer: Cómo eliminar las espinillas y los puntos negros naturalmente

¿Cuál es la causa de los granitos en los brazos?

Los granitos comunes en los brazos aparecen casi siempre por los cambios hormonales que experimentan las mujeres, y en menor cantidad los hombres, desde la pubertad.

Pero, además, se cree que el tipo de alimentación influye mucho, aunque aún sin algún tipo de evidencia científica que lo sustente.

Sea cual sea la causa, existen algunos tratamientos naturales para eliminarlos y no tener que recurrir a químicos que pueden ser agresivos con la piel. ¡Descúbrelos!

Exfoliante

A través de la exfoliación se contribuye a eliminar las células muertas que se acumulan en la piel y el exceso de sebo que van formando esos pequeños granos.

Tambien te interesa:  ACABA CON LA FLACIDEZ Y LA CELULITIS EN TU PIEL

Prepara un exfoliante natural utilizando ingredientes saludables para tu piel y que te ayuden a combatir este problema.

Ingredientes

1 cucharada de miel (25 g)

1 cucharada de azúcar (15 g)

1 cucharada de maicena (fécula de maíz) (15 g)

2 cucharadas de yogur natural

Preparación

Mezcla todos los ingredientes y, tras formar una pasta, aplícala con suaves masajes por las zonas afectadas, dejándola actuar 10 minutos.

Al finalizar el tiempo recomendado, retíralo con agua fría y recuerda aplicarte una crema hidratante, que sea libre de aceite.

Agua y sal

La sal es un ingrediente que por sus propiedades puede ayudar a disminuir el exceso de lipido que se va acumulando en las diferentes áreas de la piel.

Ingredientes

½ taza de sal marina o sal gruesa (125 g)

Agua caliente

preparación

Vierte la media taza de sal marina o sal gruesa en una tina con agua caliente y sumerge allí los brazos durante 10 minutos.

El agua debe estar caliente ya que esto ayuda a abrir el poro para facilitar la eliminación del sebo.

Avena, sal y miel

Este remedio natural ayuda a suavizar, exfoliar e hidratar la piel, al tiempo que contribuye a la eliminación de esos molestos granitos que se forman en grandes cantidades en los brazos.

Tambien te interesa:  POLVO DE ARCILLA PARA ELIMINAR LAS ARRUGAS DEL CUELLO

Ingredientes

3 cucharadas grandes de avena molida (50 g)

2 cucharadas de miel (50 g)

2 cucharadas de sal (30 g)

Preparación

Mezcla todos los ingredientes y humedécelos con un poco de agua hasta formar una pasta. Aplícala con suaves movimientos sobre la piel afectada y déjalo actuar 15 minutos.

Este tratamiento se debe repetir como mínimo 3 veces por semana para óptimos experiencias.

Ver también: 5 increíbles beneficios que te aporta la avena en tu desayuno

Arcilla verde o rosa

Este ingrediente natural que tantas virtudes tiene para la belleza también se utiliza para combatir esos molestos puntitos antiestéticos que se producen en los brazos.

Ingredientes

2 o 3 cucharadas de arcilla verde o rosa en polvo o en pasta.

Preparación

Humedece la arcilla hasta formar una pasta y luego aplícate una capa uniforme por todas las partes del brazo afectadas.

La debes aplicar máximo dos veces a la semana porque el exceso puede acabar con los aceites naturales de la piel.

4 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here