¿Estás listo para un nuevo año lleno de nueva energía?
En el nuevo año llenamos nuestra mente de nuevos propósitos, de metas, de anhelos… en definitiva, de esperanza y de anhelos de cambio.

Prepara tu casa para los cambios

Haz hueco para lo nuevo: armarios, cajones, despacho, libros, monederos y bolsos, cocina, juguetes rotos o que ya no se usan, plantas descuidadas, etc, además de revisar sótanos o trasteros.

Libera los rincones oscuros o de poco uso y dales un nuevo aire: como colocando una planta, iluminándolos o colocando algún objeto bonito.

Limpiar la vivienda tanto como sea posible o te de tiempo. Limpiar las ventanas te permitirá ver las cosas con claridad.

Para purificar la vivienda te recomiendo fregar el suelo con agua, un chorro de vinagre y un puñado de sal. Empieza por la parte de atrás de la vivienda hasta terminar en la puerta. Luego tira el agua por el WC o fuera de la vivienda.

Enciende incienso y deja que actúe en cada habitación, sobretodo en los rincones. Utiliza si quieres aceites esenciales, fragancias o velas aromáticas.

Ventila bien la vivienda para renovar la energía antigua

Llena tu frigorífico de buenas viandas. ¡Empieza el año con buenos recursos!

Truco Feng Shui: Durante la limpieza visualiza todo lo antiguo que ya no quieres en tu vida y pon intención en lo nuevo. Esta limpieza en tu espacio está dejando espacio para los cambios que requieres en tu vida.

Feng Shui Personal: antes de Año Nuevo

Salda todas las deudas de dinero y cierra temas pendientes con tus seres queridos u otras personas

Haz visitas, flamadas o manda mensajes a familiares, vecinos y amigos.

Purifica tu cuerpo con un baño de sal e incienso. Repasa mentalmente aquello que ha acontecido a lo largo del año y visualiza lo que quieres para el año siguiente.

Haz una lista de tus anhelos  – «Recibimos más de aquello en lo que nos enfocamos»

Feng Shui personal: para la misma noche

Estrena cartera nueva o poner algo nuevo en la vieja. Realiza una buena limpieza de facturas y papeles que ya no sirven. Después incorpora billetes, monedas, tarjetas profesionales (si quieres continuar con esa profesión) y en general aquello que quieres que forme parte de tu vida.

Comenzar el año con algo nuevo y algo de color rojo para expresar alegría y felicidad.

Consejos para el primer día del año.

Hacer algo diferente como comer o beber algo nuevo, visitar un lugar nuevo. A veces no tenemos cambios porque siempre hacemos las cosas de la misma forma así que…. ¿Qué mejor que empezar el año haciendo algo nuevo?

Ten sólo pensamientos positivos y olvida por un día los problemas.

Haz del primer día del año un ejemplo de lo que será el resto del año.