FRÍJOLES: LA INSULINA ARTIFICIAL

22
64
INSULINA
INSULINA

La diabetes es una enfermedad crónica que se origina porque el páncreas no sintetiza la cantidad de insulina que el cuerpo humano necesita, la elabora de una calidad inferior o no es capaz de utilizarla con eficacia.

La insulina es una hormona producida por el páncreas.

Su principal función es el mantenimiento de los valores adecuados de glucosa en sangre. Permite que la glucosa entre en el organismo y sea transportada al interior de las células, en donde se transforma en energía para que funcionen los músculos y los tejidos. Además, ayuda a que las células almacenen la glucosa hasta que su utilización sea necesaria.

En las personas con diabetes hay un exceso de glucosa en sangre (hiperglucemia) ya que no se distribuye de la forma adecuada. Los especialistas advierten que, si los pacientes no siguen el tratamiento adecuado los tejidos pueden acabar dañados y se pueden producir complicaciones muy graves en el organismo.

Las causas de la diabetes tipo 1 son principalmente la destrucción progresiva de las células del páncreas, que producen insulina. Ésta tiene que administrarse artificialmente desde el principio de la enfermedad. Sus síntomas particulares son el aumento de la necesidad de beber y aumento de la cantidad de orina, la sensación de cansancio y la pérdida de peso a pesar del incremento de las ganas de comer.

Tambien te interesa:  5 PUNTOS DE REFLEXOLOGÍA PARA ADELGAZAR

Diabetes tipo 2

Surge generalmente en edades más avanzadas y es unas diez veces más frecuente que la anterior. Por regla general, la diabetes tipo 2 también está diagnosticada o la han padecido otras personas de la familia.

Se origina debido a una producción de insulina escasa, junto con el aprovechamiento insuficiente de dicha sustancia por parte de las células. Según qué defecto de los dos predomine, al paciente se le habrá de tratar con pastillas antidiabéticas o con insulina (o con una combinación de ambas). En estos casos el paciente no suele presentar ningún tipo de molestia, ni síntoma específico, por lo que puede pasar desapercibida para la persona afectada durante mucho tiempo.

Diabetes gestacional

Se considera una diabetes ocasional que se puede controlar igual que los otros tipos de diabetes. Durante el embarazo la insulina aumenta para incrementar las reservas de energía. A veces, este aumento no se produce y puede originar una diabetes durante embarazo. Tampoco tiene síntomas y la detección se realiza casi siempre tras el análisis rutinario a que se someten todas las embarazadas a partir de las 24 semanas de gestación. Lo que si aumenta en gran medida el riesgo de desarrollar diabetes al cabo de algunos años.

Tambien te interesa:  BIODESCODIFICACIÓN PARA EL VITILIGIO

Entre los principales síntomas de la diabetes se incluyen:

Frecuencia en orinar (fenómeno de la cama mojada en los niños).

Sensación de hambre inusual.

Sed excesiva.

Debilidad y cansancio.

Pérdida de peso.

Irritabilidad y cambios del estado de ánimo.

Sensación de malestar en el estómago y vómitos.

Vista nublada.

Cortaduras y rasguños que no se curan, o se curan lentamente.

Picazón o entumecimiento en las manos o los pies.

Infecciones recurrentes en la piel, la encía o la vejiga (cistitis).

Elevados niveles de glucosa en la sangre y en la orina.

¿Y qué función cumple la insulina? La insulina es una hormona que como se dijo anteriormente se produce en el páncreas, esta hormona es la que se encarga de mantener los niveles adecuados de glucosa en la sangre.

La insulina es también la que cede a la glucosa su entrada en el organismo y se dirija a las células, en este lugar la glucosa se transforma en energía y nutre a los tejidos y los músculos.

Tambien te interesa:  CATAPLASMA DE CEBOLLA PARA LA TOS

Entonces, cuando una persona tiene diabetes no puede producir insulina por lo que no puede controlar sus niveles de glucosa en la sangre, lo cual produce el daño de los tejidos y otras complicaciones muy graves en el cuerpo.

Antes de que existiera la insulina artificial esto es lo que hacían los médicos

Antes de todos los avances de la ciencia, no había otra opción que utilizar como tratamiento las propiedades de las plantas que se consideran medicinales.

Para tratar la diabetes existe un sinfín de plantas que se consideran “antidiabéticas” y fueron utilizadas como una tradición medicinal, entre estas plantas están los fríjoles.

Sin embargo, no se consideran métodos muy seguros.

Por otra parte, también existe un tratamiento a base de arsénico y uranio, pero como muchos otros remedios se abandonaron por su poca eficacia.

No obstante, desde la hace al menos una década se ha retomado e estudio sobre el uso de fríjoles para tratar la diabetes.

22 Comentarios

  1. Me encanto tu publicación me interessa todo sobre la diabetis. Soy diabética y me da un poco de temor esta enfermedad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here