Piedras de hechicera, piedras brujas, piedras agujereadas, piedras de Diana, piedras de las hadas, piedras de Odín… Todos estos nombres se refieren al mismo tipo de piedra. Los antiguos tenían un respeto peculiar por los orificios en las piedras. Las piedras con agujero son conocidas por diferentes nombres como las piedras de Odin, las piedras brujas, la piedra de Diana, la piedra de las hadas entre otros. El uso general de ellas La protección” y ello es común en múltiples creencias. Normalmente se encuentran en arroyos, ríos o a lo largo de la orilla del mar.

Consideradas regalos de la Diosa Madre, encontrar y recoger una de estas piedras es todo un acto mágico en si mismo, que conlleva las particularidades del caso. Las piedras agujereadas, se las considera consagradas a lo Divino Femenino.

Una piedra bruja es una roca de cualquier tipo que tiene un agujero natural a través de ella causada por una corriente de agua. Normalmente se encuentran en arroyos, ríos o a lo largo de la orilla del mar.

Deben ser encontradas no taladradas ni creadas, sino naturales. Estas piedras difíciles de encontrar son consideradas piedras con gran alcance de protección que pueden ser usadas ​​para la protección personal (llevándolas como amuleto, ya sea colgadas o encima de uno), colgadas en las puertas o ventanas para proteger una casa o negocio, o incluso colgadas cerca del lugar donde duerme un animal doméstico para proteger a la mascota.

La creencia es que la magia no puede trabajar sobre el agua que fluye y ya que estas piedras se formaron por acción de la corriente del agua, entonces posee una poderosa influencia mágica para protegerse de brujerías. En muchos hechizos se recomienda siempre, al finalizar el ritual, arrojar las cosas o fetiches utilizados a un curso de agua, porque el agua que corre lo purifica todo. Este poder protector mantiene a la persona que la posee a salvo de acciones negativas, envidias, hechizos o rituales cometidos contra ella.

Tambien te interesa:  ROMERO: FORMULAS MAGISTRALES

En lineas generales, aportan protección contra las energías negativas y el mal de ojo, aumentan la fuerza vital, la regeneración tanto física como espiritual, acentúan la fertilidad femenina, atraen el éxito y aumentan la fuerza de los conjuros y los hechizos, por lo que son aliadas imprescindibles de la magia.

Cómo usar la Piedra Bruja:

Siempre debe atarse con una cuerda, cinta o lana de color ROJO.
Puedes llevarla como amuleto en collares. Puedes colgarla en puertas de establos para proteger a los animales de granja. Utilízala colgada sobre la cama, como un cazador de sueños para capturar y evitar pesadillas. Pon la piedra bruja sobre el estómago por la noche para aliviar dolencias estomacales. Una costumbre árabe era atar una piedra bruja alrededor del cuello de camellos jóvenes para protegerse de los malos espíritus y el mal de ojo.

Se la suele utilizar atada en la cubierta de los barcos para mantenerlos a salvo cuando están en el mar. Se la utiliza sobre una persona para obligarla a decir la verdad. Aquellas piedras que son grandes, se utilizan como “protección del tiempo” atando una cuerda al agujero y girándola con fuerza sobre la cabeza como una hélice para disipar los vientos, las nubes de lluvia, la nieve o las tormentas.

Además de protegerse de brujerías, son excelentes como piedras de deseos, colocándola en la palma de la mano no dominante, y se frota con el pulgar de la mano dominante (es decir tu mano más hábil), en sentido horario, mientras te concentras en la intención del deseo. Esta es una forma de visualización creativa, utilizando el roce repetitivo para enfocar la mente y luego concentrarse en el resultado deseado.

Tambien te interesa:  Los riesgos de silenciar nuestras emociones

Las Piedras brujas también se pueden usar como un portal; esta puerta se puede utilizar para invitar a ciertas energías positivas a tu vida o despedir influencias negativas que afecten a tu realidad cotidiana. Aunque se debe tener mucho cuidado al abrir un portal en ambos sentidos. Todo lo que se necesita es la mentalidad adecuada para el uso de estas piedras y su poder mágico.

Estas piedras también se han utilizado para el trabajo de sanación, frotando en el cuerpo de la persona afectada para limpiar la enfermedad. Este uso de la magia va con la idea de que el agua es una limpieza de gran pureza para protegerse de brujerías y sanar dolencias físicas.

Un modo de aprovechar sus poderes es crear un móvil de protección, para colgar en la casa, o la entrada de esta para evitar cualquier tipo de mal. y mantener a nuestros enemigos a raya, tanto los visibles como los invisibles. Podemos crear un atrapasueños y utilizar las piedras de Odin mas pequeñas para decorar la red que tejeremos… asi la piedra nos protegera de las pesadillas y ayudara a potenciar el poder del atrapasueños

La Piedra de Diana

Las tradiciones afirman que las hadas y algunos espíritus benévolos pueden habitar en estas piedras. Dicen que encontrar piedras con agujeros, las llamadas piedras bruja, nos facilita ver hadas, sobre todo en los días de solsticio y Noche de San Juan. Ver hadas a través de estas piedras requiere de un Ritual: Según cuenta la tradición, la víspera de la Noche de San Juan al mirar por el agujero de estas piedras podremos ver Hadas. También se dice que solo podremos verlas si tenemos los pies en agua dulce y es Luna Llena.

Tambien te interesa:  PARTE INFERIOR DE LA ESPALDA

Encontrar una piedra con un hoyo en ella es un signo especial del favor de Diana, la reina de las hadas. El que así lo haga la tomará en su mano y repetirá la siguiente ceremonia –

He encontrado una piedra sagrada en la tierra.
¡OH! Destino, te doy las gracias por tan feliz hallazgo.
También al espíritu que sobre este camino
me ha guiado;
Y es esto realmente bueno para mí
¡Mi buena Suerte!

El encuentro de una piedra redonda agujereada, sea esta grande o pequeña, es una buena señal, pero nunca debe ser regalada, porque el receptor entonces obtendrá la buena suerte, y algún desastre acontecerá al donador.

¡De modo que ya sabes!! Una de las formas más simples y efectivas de protegerse de brujerías, hechizos y maldiciones, es teniendo en tu poder una de estas mágicas piedras! Supersticiones posiblemente, supersticiones gratuitas pero positivas y optimistas. A mi me hace sentir bien tener mis piedras brujas decorando la entrada de mi casa.

1 Comentario

  1. Tengo piedras del mar agujereadas , pero las e recibido como regalo de mi hija y mis nietas cuando vuelven de vacaciones..Como debo tomar eso que dicen aui que regaladas dañan al que las regalan?.Gracias.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here