Tratamiento para Dermatitis atópica

2
2346

El tratamiento más empleado contra el eccema son los corticoides tópicos, que puedes encontrar en pomada, crema o loción. Por lo general suelen controlar la mayoría de los casos que se
producen de dermatitis siempre que se utilicen en condiciones. Para no sufrir ningún tipo de efecto adverso en este sentido lo aconsejable es seguir las indicaciones de los profesionales de la
medicina.

Por lo tanto no utilizaremos más crema de la que nos receten ni prolongaremos el tratamiento por voluntad propia. A la hora de aplicarla sobre la zona afectada es preciso que echemos una
cantidad más bien pequeña y que la extendamos correctamente, ya que de esta manera nos garantizamos que se vaya a absorber. Unos minutos después de poner el corticoides existe la posibilidad
de hacer aplicar una crema emoliente que favorecerá la absorción del corticoide y además nos ayudará a hidratar la piel.

Será el médico el encargado de decidir el tipo de corticoide en función de una serie de aspectos como pueden ser la zona a tratar, la edad del paciente o la intensidad del brote. En el caso de
los niños suele ser suficiente con uno de baja o mediana intensidad. Tampoco resulta común apostar por corticoides potentes para zonas sensibles como los genitales, mamas, cara, cuello y
axilas.

Tambien te interesa:  TU CEREBRO PUEDE ENCOGER

Existen otros tratamientos adecuados para la dermatitis atópica, entre los que se encuentran los antihistamínicos, sobre todo aquellos que provocan somnolencia, que permitirán controlar el picor y facilitan que se concilie el sueño mucho recomendable.

Cuando el corticoides no son bien asimilados por el paciente o el eccema se resiste a otros tratamientos, resulta muy frecuente que se opte por el tacrolimus, mientras que inmunomoduladores
tópicos, como el pimecrólimus, se pueden emplear a partir de los dos años cuando sufren los primeros episodios.
Para controlar estos brotes y para combatir la bacteria S. Aureus, muy frecuente en la piel, también son muy comunes los antibióticos. Únicamente se debe recurrir a otros inmunomoduladores por
vía oral cuando el brote sea muy rebelde y exija un mayor control. Para los mayores de 13 años también hay la fototerapia.

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here