El limón es una fruta que se consume casi a diario, por eso se debería prestar más atención a sus beneficios. Además de sus propiedades alimenticias, se le han constatado diez usos para mejorar la belleza. Más allá de beberlo para sanar problemas de todo tipo, el zumo de limón tiene usos desconocidos que son realmente interesantes:

Abrillantar las uñas:

Remojar los dedos de las manos en un recipiente con zumo de limón durante algunos minutos. Si se le añade un poco de aceite de oliva, el tratamiento será más duradero. Ideal para uñas amarillas y débiles.

Como desodorante:

La acidez de este fruto ataca las bacterias que causan el mal olor. Cortar el limón y untarlo en la axila. Es una buena alternativa para los que no desean usar productos químicos.

Para que desaparezcan los malos olores en el hogar:

Los ambientadores permiten eliminar el olor a humedad.
Después de cocinar o si en el refrigerador hay algo en mal estado. Remojar un paño con zumo de limón y limpiar todas las superficies.

Tambien te interesa:  SAL PARA ALEJAR LAS MALAS ENERGIAS

Cómo usar el limón y otros productos naturales para la limpieza:

Para limpiar las ventanas:

Diluyendo con agua el zumo, se rocía directamente en los vidrios y luego se limpia como de costumbre. Si las manchas son muy difíciles de quitar o son antiguas, directamente aplicar el zumo de limón puro.

Para abrillantar metales:

Desde viejos cubiertos hasta cocinas de acero inoxidable. El preparado puede ser el mismo que el usado para las ventanas.

Para una ropa más blanca:

Existen remedios naturales para acabar con las manchas de moho de la ropa.
Cuando se realiza el lavado habitual, colocar un poco de zumo de limón en la carga, además, ayudará a remover manchas.
Sin duda, el limón es un excelente aliado en la cocina, en el hogar y también para nuestro organismo.

Escalofríos:

Tomar el zumo de un limón grande o dos pequeños, al que se le habrá añadido medio litro de agua caliente, y endulzarlo a gusto. Beberlo tan caliente como sea posible.

Tambien te interesa:  LIMÓN FERMENTADO: ANTIGUA MEDICINA HINDÚ

Para quitar el bronceado:

Lavar la piel con el zumo de un limón.

Resfriados:

Tomar el zumo de 2 limones mezclado con la misma cantidad de Miel. Tomar una cucharadita de este mezcla cada 10 o 15 minutos.

Lavado de dientes y boca

El zumo de medio limón añadido a medio vaso de agua es excelente porque quita el Sarro y blanquea los dientes.

Quitar las manchas de tinta de las manos

Con medio limón frotar las manos intensamente.

Pecas

Aplicar algún tónico y zumo de Limón cada noche antes de acostarse.

Nauseas:

Beber una taza de agua caliente con una cucharadita de Bicarbonato de Soda y zumo de limon.

4 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here