Venciendo a la anorexia

1
16

Está bien cuidarse físicamente, pero sin convertirlo en una obsesión.

La anorexia es la tercera enfermedad más común entre las adolescentes.

Los varones representan entre el 10 y el 15 por ciento de las personas que sufren de anorexia.

Los adolescentes y adultos jóvenes con edades comprendidas entre los 12 y 26 años constituyen el 95 por ciento de las personas que tienen algún tipo de trastorno de la alimentación.

La anorexia es la causa más común de muerte entre las mujeres jóvenes de 15 a 24 años.

Una adolescente que cuida su peso no se convertirá necesariamente en una persona anoréxica. Sin embargo, North Dakota State University señala que el 35 por ciento de las personas que inician una dieta “normal”, puede llegar a alimentarse de forma insalubre, y hasta un 25 por ciento de este grupo desarrollará un trastorno de alimentación.

Existe alguna evidencia de que la tendencia a desarrollar trastornos de la alimentación puede ser hereditaria, posiblemente como resultado de anomalías hereditarias en la química cerebral.

Tambien te interesa:  ¡ALERTA! ESTOS JABONES PUEDEN CAUSAN CÁNCER

Los adolescentes que están abrumados por los cambios de la pubertad o que están sujetos a algún tipo de trauma psicológico pueden desarrollar trastornos de la alimentación como un mecanismo de defensa.

Los medios de comunicación tienden a centrarse en un físico ideal que la mayoría de nosotros nunca puede aspirar a alcanzar.

Las enfermedades psiquiátricas como la depresión, el trastorno bipolar y el trastorno de abuso de sustancias a menudo van de la mano con la anorexia. La recuperación de una persona con anorexia requiere de un tratamiento tanto para el trastorno de la alimentación y como para el trastorno de salud mental que le acompaña.

Debido a que las personas con anorexia pueden ocultar sus patrones de alimentación y ocultar su pérdida de peso, la enfermedad puede progresar a extremos peligrosos antes de que los familiares se den cuenta.

Los padres, amigos y compañeros de colegio deben ser conscientes de los riesgos de los trastornos de la alimentación en los jóvenes, sobre todo entre aquellos que empiezan a obsesionarse con su peso, saltarse las comidas, hacer demasiado ejercicio y tomar productos para bajar de peso.

Tambien te interesa:  ENVUELVE TUS PIES EN PAPEL DE ALUMINIO Y DÍ ADIOS AL RESFRIADO

La anorexia puede ser tratada con éxito a través de programas de recuperación intensiva que satisfagan las necesidades únicas de cada individuo.

Estrategias de tratamiento eficaces: psicoterapia individualizada, asesoramiento familiar, asesoramiento dietético, hipnoterapia y coaching.

Una persona anoréxica debe ser atendida por un equipo de psicólogos, nutricionistas, terapeutas, consejeros y profesionales de la salud alternativos que pueden proporcionar la atención integral que necesita.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here